martes, 10 de febrero de 2015

Route 66

La vida es dura, es un camino difícil, una ruta 66. La mayoría del tiempo lo pasamos cabreados, cabizbajos, sin poder apreciar las buenas vistas. Nos desplazamos en un cómodo coche, algunos más, otros menos; y vamos dejando que todo fluya, que nada influya. Nos dejamos llevar por el ritmo de la carretera, como si marcasen, árboles y cielo, compases perfectos. ¿No tenéis la necesidad de ordenar vuestra vida? De ponerla patas arriba para saber que se siente y volver a la normalidad con un simple chasquido de dedos.

Voto por ello. Voto por vivir mi ruta 66 a mi manera, por no hacer las cosas fáciles como si fuesen difíciles. Voto por levantar la cabeza y apreciar las vistas; y con un poco de suerte, incluso aprender a valorarlas. Quiero enseñar mi tan ordenadamente desordenado mundo, donde todo esta del revés y es lo normal. A veces se puede encontrar belleza en cosas insignificantes, en tonterías muy simples y comunes. Incluso nuestras propias vidas pueden ser grandes vidas.

Al fin y al cabo, aunque la vida sea dura, no podemos luchar contra ella. No se conoce a nadie que haya salido con vida de ella.


No hay comentarios:

Publicar un comentario