sábado, 27 de febrero de 2016

Tipos de amor

Siempre he leído que la amistad es el tipo de amor más raro, increíble y complejo que existe y que por esa razón necesitaba mucha más dedicación, esfuerzo y empeño que el resto de amores, pero ¿qué pasa con los demás? Es difícil poder encontrar alguien con quien poder estar como en ningún sitio. En muchos muros de redes sociales he visto la típica foto de dos personas mayores a los que les preguntaban por la forma en la que habían logrado permanecer juntos por tantos años. Ellos siempre respondían que es sus tiempos las cosas que se rompían se arreglaban y no se tiraban.

No solo en su tiempo. Cada cosa necesita empeño y dedicación por parte de cada uno. Una pareja es cosa de dos personas, cada uno con sus cosas buenas, con las malas y con las que uno no soporta del otro. La vida no es fácil y el amor tampoco. ¿Cómo iba a ser fácil algo que merece tanto la pena? Y para alcanzarlo, al igual que tus metas, requiere de sacrificio.

Cuando empiezas a salir con una persona, muchas veces ni siquiera sabes por qué lo has hecho, quizás ni siquiera sientas nada pero el tiempo va pasando y, si después de intentarlo, ha surgido el amor, habremos obtenido una de las cosas más grandes de la vida. Es sencillo, pero hace falta intentarlo. Puede que al intentarlo perdamos, pues todo puede pasar, pero por la misma razón puede que ganemos. Hubiéramos perdido directamente si no hubiéramos probado suerte.

Conforme transcurren los días, vamos aprendiendo. Dejamos de estar enamorados. Algunos considerarán esto como algo horrible pero en realidad es sencillamente genial, pues estar enamorado de alguien implica no ver, o en algunos caso no querer ver, los defectos del otro; no querer darse cuenta de una realidad que existe y que está presente, tan cierta como que para vivir necesitamos respirar. Estar enamorado es una fase más dentro de una relación y suele abarcar desde los dos primeros meses hasta el primer año. Cuando acaba, puede haber dos opciones, que todo acabe y solo sea una página más en nuestro libro de la vida o seguir al lado de esa persona. Si esto ocurre, es la maravilla de la que hablaba.

Posiblemente, ves a esa persona con otros ojos pero la contemplas mejor que nunca. Descubres que es humano como tú, que se equivoca, que lo intenta y a veces falla y otras gana, que sufre, que ríe y llora y que a pesar de todo ello te quiere ante todo y antes todos.

¿Y qué decir de todos los momentos que se viven juntos? Cada cosa insignificante ante unos ojos ignorantes e increíbles ante unos conocedores. Valoras más las cosas y valoras más a la otra persona.

En fin, el ser humano puede sobrevivir una semana sin beber agua, incluso dos sin comer, pero no aguantaría un solo día sin ningún tipo de amor, ya sea de tipo entre una pareja, o amistad, etc.

Y sí, está genial el amor entre dos personas, un amor único y distinto al resto, pero no os preocupéis si no lo tenéis, porque al fin y al cabo este también ha de ser bueno y no tóxico. 


4 comentarios:

  1. Me ha encantado esta entrada. Aunque creo que el enamoramiento no acaba en los dos primeros meses. Es verdad que lo que hay esos dos meses no está el rest del tiempo, pero ¿Quién aguantaría tanta intensidad tantos años? Nadie. Las relaciones hay que cuidarlas y enamorarte todos los días, saber aceptar lo bueno y lo malo, aunque cueste un poco más esto último, jejeje.
    Básicamente lo que tú has dicho.
    Un besillo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Muchísimas gracias por tú opinión. Totalmente de acuerdo en que hay que cuidarlo todos los días.
      Un beso :)

      Eliminar
  2. Muy buena entrada al amor, el que es de enamoramiento y se comparte hay que alimentarlo día a día para que no decaiga. Hay amores como el de los hijos que es incodicional , siempre se les quiere. Otros amores surgen del día a día entre la gente que te rodea y por supuesto entre compañeros de trabajo, amigos y familia. Con mas apego unos de otros. Creo que si amor no se puede vivir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Muchísimas gracias. Sí, todos los tipos de amor hay que cuidarlos y cada uno es muy distinto de otro.
      ¡Un beso! ^^

      Eliminar